PUBLICIDAD:
Dental Company Ubrique


La alcaldesa subraya la necesidad de que las empresas adopten medidas de protección contra la pandemia en las fábricas

La alcaldesa de Ubrique, Isabel Gómez García, public en facebook la noche del 15 de marzo de 2020 un texto en el que subraya, entre otras cuestiones, la necesidad de que las empresas de la localidad adopten las medidas de protección y seguridad para evitar la propagación de la pandemia del coronavirus. El texto dice así: “Ha sido un día intenso que terminaba con una reunión de parte del Equipo de Gobierno y Jefe de Policía, manteniendo las distancias de seguridad y otras medidas, para el análisis y acción de todo lo que nos acontece don esta declaración del Estado de Alarma que viene a frenar la expansión del COVI-19. Comenzábamos a las cinco de la tarde y nos ha vivido bien tarde aunque no hemos olvidado aplaudir desde la Ermita de San Pedro a nuestros grandes profesionales sanitarios, añadiría a nuestras cuidadoras y cuerpos de seguridad, a las ocho. En primer lugar quisiera mandar un mensaje de tranquilidad, estamos en una situación excepcional por circunstancias extraordinarias y que además los acontecimientos reguladores se han producido en días no lectivos, para seguir con un mensaje de agradecimiento general por este fin de semana que nos ponía a prueba y dónde la mayoría de la gente y nuestro pueblo ha estado a la altura, añadiendo a nuestros comercios y negocios que se anticipaban a la norma que entraba anoche en vigor”.

“Hemos llegado a casa tarde para seguir ultimando con objetivo de que mañana podamos culminar. Deciros que ante este inédito Estado de Alarma debíamos adoptar las medidas para garantizar la seguridad de nuestra plantilla municipal ya que el Ayuntamiento no cierra aunque limitará la atención personalizada con más motivo tras la suspensión de trámites administrativos por estas dos semanas, considerando que además tenemos a un buen número de trabajadores y trabajadoras en servicios fuera de oficinas que debemos dotarles de las diferentes medidas de seguridad para que sigamos conteniendo esta propagación del coronavirus, con una especial preocupación o celo en quiénes prestan servicios sensibles con colectivos de riesgo como nuestros mayores y dependientes.

La primera cuestión que debemos entender es que todas las competencias para atender esta situación recae directamente en el Gobierno de España en coordinación y colaboración con los Gobiernos Autonómicos por lo que los Ayuntamientos debemos estar a expensas de las diferentes instrucciones y regulaciones que se van marcando, sin que podamos tomar medidas o acuerdos que no vayan encaminados a darle estricto cumplimiento.

Empaparnos de lo que se prohíbe y restringe en este Estado de Alarma de España y que conocíamos anoche, donde las policías locales se incorporan a la disposición del Ministerio del Interior para su ejecución y poder implantarlas en todo el territorio nacional, sin diferencias, con las mismas condiciones de prestación de todos los servicios públicos y empresariales.

Así que disculpándome porque me ha sido materialmente imposible estar hoy por redes ni leer los múltiples comentarios o publicaciones que seguro habéis hecho y dónde nos esperabais, quisiera transmitiros que el viernes nos fuimos a casa con una alerta sanitaria, que nos recomendaba múltiples medidas preventivas, y que nos incorporamos mañana a trabajar en un país decretado Estado de Alarma por lo que no lo haremos en las condiciones habituales.

Sin entrar en lo que nos parece coherente ni opinar sobre la regulación a la que nos debemos, me parece importante resaltar esa parte que, más allá de opiniones y valoraciones personales, todos y cada uno de nosotros estamos obligados a aplicar las normas extraordinarias publicadas en los boletines oficiales, comenzando en nuestro ámbito privado y siguiendo por el laboral, donde nuestras empresas están obligadas a garantizar, a través de sus servicios de riesgos laborales a adoptar medidas de protección y dar instrucciones a su plantilla y donde el seguimiento y control no son competencias municipales, eso no quita que la preocupación común y las inquietudes hacen que la comunicación entre nuestro tejido socioeconómico exista con normalidad para poder colaborar en mejoras y demandas para todos, porque lo que le preocupa a nuestra gente nos preocupa a nosotros, máxime a las puertas del primer lunes laborable bajo un Estado de Alarma en España, el primero de nuestra historia que vamos a enfrentar, así he podido hablar por teléfono con unos cuantos empresarios de la localidad para saber cómo iban a abordarlo, pues conocemos bien el esfuerzo y el tiempo que merece esta situación por la seguridad de todos y debo compartir, sin concretar nada porque no me corresponde, que tras estas conversaciones confío en que estarán a la altura porque a ellos también lea preocupa, donde partimos de unas condiciones mínimas que debemos cumplir, como el acceso a jabón y agua o geles alcohólicos y la distancia de seguridad con otras personas o compañeros de al menos un metro, que deben garantizarse y que en cualquiera de los ámbitos que nos rodean durante este tiempo, debemos cumplir de manera escrupulosa todos y que deben ser complementadas con lo que cada Servicio de Prevención de Riesgos Laborales determine en cada una de las empresas.

El resto de medidas como las de conciliación familiar por cuidado de menores y dependientes tras el cierre de centros, de producción si fuese el caso o cualquier otra, deberán verse con los representantes sindicales y con los trabajadores, como mañana también explicaremos a nuestros trabajadores municipales, y no es por antojo ni por capricho sino porque sólo hay que ver el tiempo del que hemos dispuesto todos y sus condiciones.

Si mañana me encontrará que en mi puesto de trabajo no se dan esas condiciones mínimas lo denunciaría sin más porque hay que trabajar con garantías sino esto pierde todo su sentido.

Recordemos que esto va de la Salud, la de todos, y es lo primero. Ya, después, vendrán las medidas económicas, compensatorias o sociales que correspondan, en este caso anunciadas para el próximo Consejo de Ministros y donde todos esperamos que sean sensibles con nuestros negocios, comercios y autónomos que ya están pagando la factura económica, pues sin duda el sector turístico y comercial, que sustenta gran parte de este país es por ahora el más afectado, y entiendo, que se ha hecho con las vistas puestas en que no se desplome por completo toda nuestra economía porque supongo que quiénes están abordando esta situación entienden que es compatible con las medias aprobadas, no seré yo quien diga si suficientes o cortas, ni tampoco va de quienes pueden seguir haciendo negocio porque ellos están ahora prestando un servicio de interés general de provisión y abastecimiento de productos de primera necesidad.

Por lo que termino con un llamamiento a la calma porque sé que juntos y no dinamitando, sino colaborando entre unos y otros saldremos de esto.

Muchas gracias, ánimo y tomemos consciencia aunque ya es obligatorio de lo que cada uno tiene que hacer.

Fuerza que podremos”.