Izquierda Unida justifica su abstención en la votación de los presupuestos municipales de 2014, que fueron rechazados

El grupo municipal de Izquierda Unida explicó el motivo de su abstención en la votación del proyecto de presupuestos municipales y plantilla de personal de 2014, que presentó el Partido Popular y que fue rechazado por el voto en contra de PSOE y PA en el pleno celebrado el 24 de septiembre de 2014. IU consideró estos prespuestos «continuistas» y que «llegan apenas a tres meses de finalizar el año 2014, sujetos al plan de ajuste aprobado y supeditados a las directrices marcadas por el Gobierno central».

El portavoz municipal de IULV-CA, José García Solano, responsabilizó a toda la corporación de la no aprobación de estos presupuestos, pero muy especialmente al equipo de gobierno, «que pese a las reuniones mantenidas para presentar los presupuestos ni ha sido todo lo receptiva a las propuestas de los diferentes grupos municipales ni ha realizado sus deberes al llevar a pleno unos presupuestos sin las garantías suficientes de que fuesen a pasar el corte, salvo que esto forme parte de su estrategia política, puesto que querer supeditar esta propuesta a la promesa de abstención del grupo municipal andalucista es demasiado pobre».

Por otra parte, el Pleno aprobó por unanimidad de todos los grupos municipales la designación del responsable del contrato del servicio de Aguas. La corporación dio «por válido el trabajo de selección realizado por los técnicos municipales para designar a una persona encargada de controlar en nombre del Ayuntamiento los trabajos a realizar por Aqualia, dentro de la empresa mixta Aguas de Ubrique, S.A.», según informó IU.