El colectivo de ayuda a los pueblos indígenas de Ubrique aporta el dinero para una silla de ruedas de una niña en Kenia

La niña keniata, en la silla de ruedas financiada por CAPI.

La niña keniata, en la silla de ruedas financiada por CAPI.

El Colectivo de Ayuda a los Pueblos Indígenas (CAPI) de Ubrique ha facilitado a unas religiosas que desempeñan su labor en Kenia el dinero para la compra de una silla de ruedas para una niña de seis años que padece polio y a quien su mamá la llevaba siempre echada al hombro por carecer de medio de transporte, según informó en su página de facebook Mª Carmen López Sánchez, que forma parte de dicho colectivo. Con esta donación, CAPI respondió a una petición formulada por dichas religiosas antes del viaje que aquélla realizó a ese país africano en mayo de 2013. Ahora, en octubre de 2013, el colectivo ha recibido una fotografía con la niña usando su silla de ruedas. El colectivo da las gracias a todas las personas que respaldan sus actividades.