Subvención de 60.000 euros para la adquisición de vehículos eléctricos para el servicio de jardinería

La Consejería de Medio Ambiente de la Junta de Andalucía otorgará una subvención de 60.000 euros al Ayuntamiento de Ubrique dentro del programa de sostenibilidad urbana Ciudad 21. Así se lo comunicó el jueves 28 de julio de 2011  la delegada provincial de Medio Ambiente, Silvia López, al alcalde de Ubrique, Manuel Toro, en una visita al municipio. La subvención irá destinada a la adquisición de vehículos eléctricos para el servicio de jardinería de la localidad, después de que el Ayuntamiento haya propuesto a la Consejería de Medio Ambiente esta medida como una de las actuaciones dentro de su programa de lucha contra el cambio climático. Desde el año 2002, fecha en la que Ubrique se adhirió a este proyecto de la Consejería de Medio Ambiente, el municipio ha recibido un total de 139.800 euros en ayudas para poner en marcha diferentes iniciativas ambientales. Entre ellas se encuentran la realización de un diagnóstico ambiental de la localidad, la reforma y mejora del Parque Rafael Alberti, la puesta en marcha de un servicio de recogida de pilas usadas y la creación de una planta de reciclaje de vegetales para la elaboración de compost en el Punto Limpio de la localidad. La delegada provincial destacó la importancia de estos proyectos «para tratar de construir un modelo de ciudad nuevo, más saludable y más habitable». En este sentido subrayó que «Ciudad 21 es una iniciativa de la Junta de Andalucía que tiene como objetivo la mejora del medio ambiente urbano y por tanto la mejora de la calidad de vida de sus habitantes».

El alcalde de Ubrique, Manuel Toro, y la delegada provincial de Medio Ambiente, Silvia López

El alcalde de Ubrique, Manuel Toro, y la delegada provincial de Medio Ambiente, Silvia López

López también ha querido destacar que «el programa Ciudad 21 es una iniciativa pionera en España para mejorar el medio ambiente urbano que beneficia a 26 municipios de la provincia en los que la Consejería de Medio Ambiente ha invertido más de 6 millones de euros». La mitad de los municipios de la provincia cuentan además con un Plan de Acción definido. “Esto supone que estamos avanzando en la consecución no sólo de planes de sostenibilidad locales sino en la creación de una firme estructura local de participación ciudadana”, explicó la delegada.
El programa Ciudad 21 contempla en primer lugar la elaboración, por parte de los municipios, de un diagnóstico riguroso de sus principales déficits ambientales, detectando y analizando los problemas más acuciantes. Este estudio previo permite la planificación estratégica e integral para abordar la resolución de los citados problemas, contando para ello con la participación vecinal. El proceso culmina con la elaboración de un plan de acción – denominado Agenda Local 21-, que debe recibir el respaldo del pleno municipal para posterior desarrollo.
Las actuaciones contempladas en este plan son subvencionadas por la Consejería de Medio Ambiente a través de ayudas divididas en tres bloques: uso sostenible de los recursos naturales en las ciudades (gestión sostenible de los recursos urbanos y del agua y uso racional y eficiente de la energía); cuidado de la calidad del medio ambiente urbano (mejora del paisaje y las zonas verdes, protección de la flora y la fauna, vigilancia de la calidad del aire, protección contra la contaminación acústica y fomento de la movilidad urbana), y elementos instrumentales (potenciación de la formación ambiental y de la participación, planificación y cooperación de las administraciones en esta materia). Los proyectos desarrollados, que han generado un importante volumen de empleo a cada una de las localidades, son de lo más diverso y abarcan la práctica totalidad de los distintos ámbitos medioambientales.

Medio Ambiente actuará en el arroyo Seco en agosto
Tras el encuentro con el alcalde, la delegada se reunió con la asociación ubriqueña Tamal para debatir el estado de las diferentes actuaciones en los cauces de la localidad. López anunció durante el encuentro el inicio, en un plazo máximo de quince días, de trabajos de emergencia en el arroyo Seco.Según indicó, los trabajos ascienden a 65.323 euros y están encaminados a arreglar los desperfectos causados por las inundaciones, especialmente en la solera.
Durante el encuentro, también se trató sobre el estado de otros dos proyectos que está tramitando la Consejería de Medio Ambiente: En Garganta Barrida y río Ubrique se han realizado reparaciones urgentes por unos 30.000 euros para corregir los desperfectos más graves de las inundaciones y se han iniciado los trabajos de acondicionamiento de cauces por otros 65.305. Además, se ha realizado un proyecto más amplio que actualmente se está tramitando. Con respecto al encauzamiento del arroyo Seco, la Consejería trabaja en la modificación del proyecto a fin de evitar expropiaciones.